cientos de palestinos esperan poder huir de la Franja por el paso fronterizo de Rafah

Cientos de palestinos esperaban este lunes en el paso fronterizo de Rafah, en el sur de la Franja de Gaza, con la esperanza de poder entrar en Egipto y huir de la guerra entre Israel y Hamas, constaron periodistas de AFP.

Tanto Hamas como Israel negaron las informaciones sobre un alto el fuego y la apertura de este paso, el único que no está bajo control israelí y que separa Gaza de Egipto.

El ejército israelí indicó el lunes que «se abstendría» de atacar los corredores de evacuación que conectan el norte con el sur del territorio. Pero tanto Israel como Hamas desmintieron las informaciones que daban cuenta de una tregua.

«No hay un alto el fuego ni entrada de ayuda humanitaria en Gaza», afirmó la oficina del primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu.

En Rafah, la ayuda humanitaria llegó desde varios países pero sigue sin poder entrar en territorio palestino.

Delante de la terminal de Rafah, en tanto, cientos de palestinos, muchos de ellos con pasaportes extranjeros, esperaban que poder pasar.

«Estamos en la frontera desde hace tres días«, dice Ahmad Al Qassas, de nacionalidad alemana. «Cada vez más personas vienen aquí para estar seguras pero seguimos oyendo disparos de artillería a nuestro alrededor. No hay realmente ningún lugar seguro en Gaza».

El ejército israelí ha bombardeado varias veces el paso de Rafah desde el principio de la guerra, que estalló tras el sangriento ataque de comandos del grupo islamista palestino en suelo israelí el 7 de octubre.

Ambulancias con ayuda humanitarias aguardan poder entrar en Gaza desde Egipto. Foto: Reuters

Israel urgió a los habitantes del norte de Gaza –alrededor de 1,1 millones de personas de un total de 2,4 millones– a huir hacia el sur, antes de irrumpir en la ciudad de Gaza (norte) para destruir el centro de operaciones del grupo.

Al Qassas dice esperar que «la comunidad internacional, las embajadas y los hermanos egipcios nos dejarán entrar».

Muchas de estas personas llegaron a la frontera con lo mínimo.

«No veo derechos humanos aquí, quiero cruzar. No tengo ni ropa, me fui con una bolsa«, explica Etaf al Rai, de nacionalidad danesa.

«Sin electricidad, sin agua, sin internet, siento que estoy perdiendo mi humanidad«, dice Mona Abdel Hamid, de 55 años, que fue hacia el paso de Rafah.

Palestinos aguardan cruzar en Rafah. Foto: AP Palestinos aguardan cruzar en Rafah. Foto: AP

La intensa campaña de bombardeos israelíes contra el enclave palestino ha dejado al menos 2.750 muertos, entre ellos cientos de niños.

En Israel, el ataque del grupo islamista mató a más de 1.400 personas, la mayoría civiles. Según las autoridades israelíes, casi 200 personas fueron secuestradas por los combatientes de Hamas.

La amenaza de una operación israelí

El ejército israelí ha confirmado que se está preparando para una «próxima etapa» de su operación de represalia contra Hamas, catalogado como un grupo terrorista por Estados Unidos y la Unión Europea.

«Estamos al comienzo de operaciones militares a gran escala en la ciudad de Gaza«, ubicada en el norte del territorio, dijo el lunes el portavoz del ejército Jonathan Conricus. «Los civiles no estarían seguros si se quedaran aquí», agregó.

Esta posible ofensiva preocupa a la comunidad internacional. En El Cairo, el canciller de Joe Biden, Antony Blinken, aseguró que los aliados árabes de Estados Unidos no quiere que se extienda el conflicto.

Un llamado a la calma reiterado por el presidente Joe Biden, quien advirtió que una nueva ocupación por parte de Israel de la Franja de Gaza sería un «grave error». Israel ocupó Gaza desde la Guerra de los Seis Días en 1967 hasta 2005.

La Liga Árabe exigió el cese de las «operaciones militares» en Gaza y la creación de corredores humanitarios.

Rusia volvió a pedir el lunes un alto el fuego y negociaciones para encontrar una «solución política», según un asesor de Vladimir Putin.

El presidente ruso Vladimir Putin tenia previsto mantener conversaciones telefónicas este lunes con el presidente de Egipto, el de la Autoridad Palestina y con el primer ministro de Israel, tras haber hablado durante la jornada con los líderes de Irán y Siria.

La cumbre en Egipto para abordar la crisis tendrá lugar el sábado.

La tensión también es muy alta en la frontera norte de Israel con Líbano. Israel comenzó a evacuar a los residentes a lo largo de esta frontera el lunes, donde los enfrentamientos se han multiplicado en los últimos días entre el movimiento Hezbollah proiraní, aliado de Hamas, y el ejército israelí.