Pagaron más de 100 mil dólares por un ejemplar del menú servido en la segunda cena del Titanic: qué platos incluyó

Un ejemplar de un menú servido a los pasajeros de primera clase del transatlántico Titanic se vendió en una subasta por 84.000 libras esterlinas (más de 100.000 dólares), informó este domingo la casa de subastas.

Más de 1.500 pasajeros y tripulantes murieron en el hundimiento del Titanic luego de que la nave, con destino a Nueva York, chocara contra un iceberg el 14 de abril de 1912.

El ejemplar del menú, estimado inicialmente entre 50.000 y 70.000 libras esterlinas (61.000 y 84.000 dólares), presenta los platos que fueron servidos durante la cena del 11 de abril, el día siguiente a que el buque zarpara. Entre ellos ostras, cordero en salsa de menta y pato en salsa de vino.


A pesar de las investigaciones realizadas entre coleccionistas de objetos relacionados con el Titanic, «no tenemos conocimiento de que se haya conservado ningún otro ejemplar del menú de esta cena de primera clase del 11 de abril», explicó Andrew Aldridge, de la casa de subastas Henri Aldridge & Son, citado por la agencia de noticias inglesa PA.

El valioso documento había sido encontrado en un álbum de fotos de los años 1970 tras la muerte de un tal Len Stephenson, historiador de Nueva Escocia, provincia del este de Canadá.

Durante la venta también se ofrecieron otros objetos relacionados con el Titanic, como un reloj que perteneció a un pasajero de segunda clase y una manta, probablemente utilizada en las operaciones de rescate de pasajeros.

El barco fue diseñado para ser lo último en lujo y comodidad. Contaba con un exclusivo restaurante, un gimnasio, una piscina cubierta, una biblioteca y abundantes camarotes para los pasajeros de primera clase. También tenían medidas de seguridad avanzadas para la época, aunque resultaron insuficientes al momento de rescatar a los navegantes porque solo llevaban 20 botes salvavidas, con una capacidad de 65 personas en cada uno.

La última cena a bordo en el Titanic

Si bien se conocen muchos detalles sobre la embarcación y la última noche en el Titanic, como el capitán del barco que decidió quedarse o los músicos que tocaron durante esa desconcertante noche, el menú de la última cena fue revelado hace poco.

Uno de los pasajeros que fue salvado por los botes de salvavida, Abraham Lincoln Salomon, pudo rescatar una carta con los detalles de la lujosa comida que disfrutaron los tripulantes de clase alta a horas del terrible final. El menú se pujó y fue vendido a un coleccionista privado.

El menú fue diseñado por Auguste Escoffier, uno de los cocineros más populares de la época. Luego, fue ejecutado por el chef Pierre Rousseau con la ayuda de varios cocineros quienes también perecieron en esa madrugada de abril. Con una suma de diez platos con postre incluido, esta fue la fastuosa última cena de los pasajeros de primera clase.

La última gran cena que se sirvió en el Titanic.

Primer plato. Entremeses: canapés variados, incluidos canapés almirante (con mantequilla y langostinos). Ostras gratinadas al champán.

Segundo plato. Consomé Olga (con oporto y vieiras). Crema de cebada.

Tercer plato. Salmón hervido en caldo corto con salsa muselina y pepinos.

Cuarto plato. Solomillos Lili (sobre rodajas de patatas hervidas, con foie de oca, alcachofas y trufa). Pollo salteado a la lionesa (con tomate y setas). Calabacines rellenos.

Quinto plato. Pierna de cordero en salsa de menta. Patito asado con salsa de manzana. Lomo de buey asado con patatas chateau (torneadas y doradas en mantequilla). Guisantes, zanahorias con crema, arroz hervido, patatas nuevas hervidas, patatas parmentier (salteadas en mantequilla con perejil fresco).

Sexto plato. Ponche romaine (sorbete con naranja, limón, ron y merengue).

Séptimo plato. Pichón asado con berros.

Octavo plato. Espárragos fríos con vinagreta

Noveno plato. Paté de foie-gras. Apio.

Décimo plato. Tarta Waldorf (bizcocho glaseado de chocolate con avellanas). Melocotones en gelatina de Chartreuse. Eclairs (relámpagos) de chocolate y vainilla. Helado francés.

La primera clase tenía dos subcategorías: estándar y suite. En la primera, los precios iban desde los 134 euros, lo que representaría más de 4.500 euros en el año 2023. En la categoría suite, el precio comenzaba desde los 3900 euros, precio que en la actualidad comenzaría a partir de 118.900 euros.